El alcalde de Valencia, Alejandro Marvez, informó sobre la ratificación del decreto de “Estado de Alerta” en el municipio, luego de que el presidente Nicolás Maduro anunciara siete días más de cuarentena radical.

El burgomaestre informó que los mercados municipales continuarán cerrados durante esta semana, por considerarse zonas vulnerables por la alta concentración de personas que se dirigen allí para la adquisición de alimentos.

Indicó que a través de los patrullajes con la Policía Municipal se garantizó que las personas cumplieran con el decreto de cierre temporal de estos espacios y así velar por la seguridad de los valencianos. “Se ha hecho un trabajo complejo porque ha sido difícil que la gente entienda la importancia de cumplir con la cuarentena radical y mantenerse en cada”, expresó durante una entrevista en Unión Radio.

Asimismo, el burgomaestre hizo un llamado a la conciencia del ciudadano para cumplir con las normativas establecidas con el propósito de disminuir la cadena de contagio de la COVID-19, enfermedad que no solo afecta a Venezuela sino al mundo entero.

“Tengamos conciencia, sabemos las necesidades, pero es importante cumplir con los protocolos establecidos Esto no es un juego, no es una manipulación. Esto está pasando en el mundo entero, en los países más desarrollados y uno de los elementos más preocupantes de la nueva variante es su capacidad de contagio”, enfatizó.  

Con respecto a las medidas establecidas para esta semana, Marvez indicó que se para los comercios dedicados al ramo de venta de alimentos, agua, lubricantes, limpieza y aseo será de lunes a domingo hasta las 6:00 pm, al igual que las farmacias y expendios de medicinas; con la excepción de aquellas que trabajan 24 horas a la que se les exhorta a usar el autoservicio después de la hora establecida.

Por otra parte, los restaurantes pueden trabajar con servicio para llevar, de lunes a domingo hasta las 6:00 pm y el servicio delivery hasta las 8:00 pm, al tiempo que quedan suspendidos espectáculos públicos, eventos deportivos o religiosos.